Lo condenaron por narco, apuñaló a otro preso y le aumentaron la pena

Hace 1 semana Río Gallegos

Se trata de Juan Rodríguez Cajal, un hombre que fue detenido en 2014 con más de 38 kilos de marihuana cerca de Piedra Buena. En la cárcel de Río Gallegos apuñaló a un compañero.

Lo condenaron por narco, apuñaló a otro preso y le aumentaron la pena

La Justicia Federal resolvió aumentarle la pena a un hombre condenado por narcotráfico luego de que se comprobó que, durante una pelea de presos, dentro de la Unidad 15 apuñaló a otro, hace unos años.

Se trata de Juan Rodríguez Cajal que, desde el momento del ataque, primero fue puesto en aislamiento y luego se ordenó su traslado a la Unidad N° 6 de Penitenciaría Federal de Rawson, Chubut.

Rodríguez Cajal (53) se encontraba detenido en la Unidad 15 de nuestra ciudad capital luego de ser condenado a cuatro años y once meses de cárcel por haber trasladado 38 kilos de marihuana y que fuera detectado por la Policía, cerca de Piedra Buena, en el 2014.

De acuerdo al fallo al que tuvo acceso La Opinión Austral, fue en la noche del 21 de junio del 2017 cuando, en la celda N° 6 de la Unidad 15, una pelea de cuatro internos (entre los que se encontraba Rodríguez) terminó con otro reo herido de arma blanca, en el flanco izquierdo de su abdomen, herida que le afectó su intestino delgado.

En esa oportunidad, la víctima de apellido Servansky fue trasladada de urgencia al Hospital Regional y la misma noche intervenida quirúrgicamente. Gracias al trabajo del personal médico del centro asistencial, el hombre fue estabilizado y recibió el alta médica un mes después.

Como es habitual en estos casos, el personal del Servicio Penitenciario Federal realizó las diligencias de rigor en el interior de la celda y se hizo una minuciosa requisa en las instalaciones. Allí encontraron cuatro “facas”, dos cuchillos de cocina con su punta modificada y otras dos armas cortopunzantes que serían de fabricación “tumbera”.

En un primer momento, otros reos señalaron a Rodríguez como el autor del ataque y el personal resolvió poner al acusado en “buzones”, es decir aislado del resto de la población. Posteriormente, con el fin de resguardar, tanto la integridad física y de otras personas, el SPF dispuso su traslado a la Unidad N° 6, en Rawson, Chubut.

Ayer se realizó el juicio en el Juzgado Federal. El mismo estuvo presidido por el doctor Reynaldi y, como se presumía, el debate fue abreviado, se presentó suficiente evidencia para señalar a Rodríguez Cajal como el autor material del hecho.

Según se supo, las cámaras de seguridad, el testimonio de otros internos y la propia confesión del acusado, hizo que la fiscal Kloster solicitara un aumento en la pena del encartado. Por el delito de “tenencia y traslado de estupefacientes”, Rodríguez Cajal fue condenado a la pena de cuatro años y once meses, por lo que la Fiscalía solicitó que por la causa de “lesiones graves”, se le unifiquen las causas y sea sentenciado a cinco años y tres meses de cárcel.

Tras una breve deliberación, el Juzgado resolvió condenar a Rodríguez Cajal a la pena de cinco años y un mes de cárcel, además de las costas del proceso.

Primera causa

En noviembre del 2018, Rodríguez Cajal y Nelson Ariel Hernández fueron juzgados y sentenciados por la causa de “tenencia y traslado de estupefacientes” que databa del 2014.

Tal como lo informó este medio en su momento, los dos condenados circulaban por la ruta nacional N° 3, a unos kilómetros de Piedra Buena, cuando Gendarmería Nacional realizaba un control preventivo.

Los malvivientes no frenaron en el control y se dieron a la fuga. La fuerza federal comenzó una persecución y, en un momento dado, vieron cuando, del auto en cuestión, uno de ellos descartó dos bolsas de arpillera.

La persecución duró unos minutos y Rodríguez Cajal y su secuaz fueron demorados. Cuando los gendarmes revisaron las bolsas se encontraron con varios ladrillos de marihuana. Posteriormente cuando se los pesó, se supo que eran 38 kilos de la droga en cuestión.

Penal de Rawson

Lejos de ir a un lugar más tranquilo, Rodríguez Cajal fue trasladado a una de las cárceles más violentas del país: la Unidad Penitenciaria N° 6 de Rawson, Chubut.

Esa cárcel cuenta con “mala fama”. Un informe de la Procuración Penitenciaria de la Nación ubicó a esa cárcel como una de las cárceles federales con mayor índice de violencia institucional, tortura y malos tratos.

Uno de los internos más famosos de esa prisión es Alan Schenkler, ex jefe de la barra de River condenado por el homicidio de Gonzalo Acro. El interno en repetidas entrevistas desde la cárcel ha calificado a las instalaciones como “el infierno” denunciando que “la violencia existe en todas sus formas, desde las autoridades hasta entre los propios internos”.

Tags del artículo

Sociedad

Notas relacionadas que pueden interesarte